Overblog
Edit post Seguir este blog Administration + Create my blog

La imagen de mi país, un mensaje de un colombiano para el mundo.

3 Agosto 2018 , Escrito por Coronel Sarcasmo Etiquetado en #Vloggs

imagen e idea de colombia ante el mundo

“No se puede ocultar el sol con un dedo”, un fascinante refrán de toda la vida, y conocido desde antiquísimos tiempos. Y es que es totalmente cierto, hay realidades tangibles e ineludibles que son imposibles de ocultar. Cada país tiene su propia realidad, cada nación de la tierra es como una persona, tiene su personalidad y sus características propias, y Colombia es el “primo peculiar” de esta familia extraña llamada latinoamericanos o hispanos. Colombia en efecto es el primo naco como dirían los mexicanos, el chungo como mencionarían los ibéricos o en nuestra jerga popular, EL ÑERO en suramerica.

No es para nada un secreto que somos el productor de droga mas poderoso del mundo y que llevamos orgullosamente décadas ocupando ese prestigioso lugar en el podio de la vergüenza y del hampa, y que nosotros mismos nos hemos encargado de desprestigiar aun mas nuestra misma imagen, hablando mal de nosotros mismos y “boletiandonos” en el mundo con robos, vacunas, gota a gotas, empresas clandestinas y delincuencia. Si a todo lo anterior le sumamos algunos pesimos habitos ciudadanos como música a todo volumen, costumbres de vecindad poco agradables, y cosas tan dantescas como las que se vieron en el reciente mundial de Rusia 2018, quedamos aun mejor en la imagen que tienen de nosotros en el resto del planeta.

 

Las NARCONOVELAS y toda la generación de tramas televisivas muy “entretenidas” que han derivado de ese nicho de ficción de putas, traquetos, contrabando, mas putas, mas prepagos, ejércitos ilegales, cárteles, matanzas y etc etc, pues solo han echado mas ACPM y combustible a la hoguera, empeorando aun mucho mas y multiplicando el problema en una proporción tan ionizante, radiactiva y perjudicial a nivel social, que las consecuencias de eso las vemos solamente cuando salimos al exterior, incluso en nuestro mismo “vecindario” hispanoamericano. Nunca nos hemos detenido a pensar como colombianos que puede pensar o que idea puede hacerse un ciudadano español, ruso, japonés, canadiense o de la nacionalidad que sea, cuando se sienta en su sillón a ver canales internacionales y se encuentra con nuestras excelentísimas producciones de sicarios, prostitutas baratas y cárteles de drogas, y descubre nuestro tan conocido y tradicional INGENIO COLOMBIANO o viveza criolla. No nos preguntamos que podría pensar el resto del mundo cuando ven nuestra realidad (o parte de ella), pero nos escandalizamos cuando hablan mal de nosotros o nos insultan, o nos relacionan con pablo escobar, con la misma hipocresía y cinismo con que se ofende el que roba cuando le dicen ladron o la dama de compañía cuando le dicen puta.

 

La verdad duele pero es la verdad, otro viejo adagio e inelidublemente concreto. Pero también en una realidad objetiva debemos ver el otro lado de la moneda, que es el nucleo central de este articulo amateur. Si, es cierto, somos tierra de narcos y de putas, de trafico de drogas y de influencias, de carteles de droga, de pañales, de licor adulterado, de medicamentos falsos, de carteles de toga, de sistemas judiciales pútridos, de papel higienico, de contrabando panameño, de armas, de coltan, de recursos naturales, de animales exóticos y de cuanta cosa se nos ocurra corromper y “cartelizar”, pero también Colombia es tierra de gente buena y noble. Y eso, créanme, no es un intento pedorro y rastrero de limpiar la imagen de mi gente después de todo lo que acabo de decir, y muchísimo menos de cliches de “mi gente linda, mi gente bella”, es en serio y también una realidad concreta que aquí no todo es malo. Colombia también es tierra de gente trabajadora, honesta, mas alla de estereotipos y clichés, de encasillamientos y enjuiciamientos somos tierra de sabrosura, de alegría, de fiestorro, de carnaval, de comidas exóticas, de un “lifestyle” tropical para nada despreciable, de frutas increíbles, de regiones preciosas.

Colombia no es solo los típicos cliches pedorros y pendejos de “café” y carlos vives, de juanes y Shakira, esos pendejos no nos representan. Colombia no es solo “ la bandera tricolor” y sus símbolos patrios imbéciles producto de una dinosaurica y antigua era retrograda, Colombia es mucho mas, eso lo saben bien actores de televisión extranjeros y otros tantos internacionales que han luchado por la nacionalidad colombiana, y de cuanto canadiense, japonés y gringo que ha visto la alegría, clima y estilo de vida de este país criollo y boleta que en medio de todo amaña a mas de uno que decide quedarse aca. Si, “habemos” aquí (si, ya se, esta mal dicho) ñeros y delincuentes, pero también otra buena cantidad de personas que demuestran y triunfan en el mundo por su talento y talante, inteligencia científica, deporte y por su servicialidad.

En cada cubículo de oficinas en E.U haciendo aseos o dirigiendo finanzas, en cada casa en la servidumbre o en los negocios, nuestros connacionales se destacan. Aquí habemos gente buena también, y si, como dijo un chileno en un programa de televisión (salfate), “el problema de Colombia es uno de imagen”, aunque sea totalmente cierto es justamente eso lo que debemos en primera comenzar a hacer, a cambiar esa imagen de vivazos y de putas y traquetos y sustituirla por la gente sabrosona, alegre, graciosa y fogosa que somos, por que que carajos maldita sea, también somos buenos polvos por tener la “sangre latina”.

 

El verdadero Colombiano el bueno, es mas del 60%, somos mas de la mitad los que crecimos haciendo el bien y caminando por el sendero de la honestidad. Aunque suene cliché y quienes me conocen saben que los aborrezco, es cierto y eso de “ en todo lado hay gente buena y mala” es absolutamente cierto, lo que la gente no piensa al decir eso es el factor PROPORCION. Si, en “toda ciudad hay inseguridad”, y en todo lado hay gente buena y mala, pero en unos sitios mas que en otros, en algunos lugares, países, ciudades, puede ser 50-50. 60-40, 70-30, 80-20 o incluso un horrendo 90-10. Como ya lo mencione, cada país del mundo es como si fuera una persona, y al igual que las personas no podemos encuadrar a nadie en un solo molde, todos tenemos facetas buenas y malas, y asi como aca yace la maldad también persiste la enorme bondad en los corazones de buenas personas que “camellan” dia a dia por hacer patria, pagar sus impuestos y ser correctos. Aquí somos mas los buenos que los hijueputas y los lameculos, de no ser asi esto seria aun muchísimo peor de lo que es.

 

En conclusión, y si algún extranjero pudiera estar leyendo esto le digo lo siguiente : No juzges nuestro país, hazte amigo de un buen colombiano o ven aca, conoce el país y date cuenta de la multiplicidad de realidades que yacen aquí, una mescla de cosas buenas y no tanto llamada orgullosamente “chibchombia” (o culombia).

 

Compartir este post

Repost0
Para estar informado de los últimos artículos, suscríbase: